google.com, pub-9826011386271019, DIRECT, f08c47fec0942fa0 google.com, pub-9826011386271019, DIRECT, f08c47fec0942fa0
top of page

La preocupación entre los canadienses por Ómicron no obstaculizará los planes de fin de año

Los canadienses están preocupados por la variante más reciente del COVID-19 (altamente mutada) y aunque esa preocupación se está infiltrando en los planes de vacaciones de este año, no se espera que los altere demasiado, según una nueva encuesta.


A pesar de las preocupaciones sobre el virus, los canadienses todavía planean reunirse con amigos y familiares.
A pesar de las preocupaciones sobre el virus, los canadienses todavía planean reunirse con amigos y familiares.

Según una nueva encuesta de Angus Reid, las preocupaciones sobre el contraer COVID-19 están aumentando "después de una disminución en noviembre".


En su última encuesta, tres de cada cinco encuestados dijeron que se sienten incómodos por enfermarse, y el 73 por ciento dijo que les preocupa que sus amigos o familiares se infecten con COVID-19.


Gráfico del Instituto Angus Reid.
Gráfico del Instituto Angus Reid.

A pesar de esas preocupaciones, el número de personas que planean reunirse con amigos y familiares o asistir a fiestas en el lugar de trabajo se ha recuperado a una tasa cercana a los niveles prepandémicos; ya que los niveles de vacunación de los canadienses superan el 76 por ciento.


Sin embargo, a medida que Ómicron y la variante Delta, todavía dominante, continúan infectando a las personas, el 61 por ciento de los encuestados dijeron que solo pasarán tiempo con aquellos que estén vacunados.


Por otro lado, mientras los padres canadienses esperan comprender mejor cómo funciona la variante Ómicron, la mayoría de los encuestados dijeron que están listos para vacunar a sus hijos pequeños. Más de la mitad de las personas con niños de entre cinco y 11 años dijeron que están listos para llevar a los más pequeños a recibir las dos dosis de la vacuna lo antes posible. Solo el 16 por ciento de los padres dijeron que prefieren esperar.


Es importante tener en cuenta que los padres que están indecisos acerca de la vacuna COVID-19 para sus hijos todavía se sienten igual que cuando se les preguntó por primera vez en octubre, a pesar de la campaña de vacunación que ya está en curso para este grupo de edad.


Algunos otros hallazgos clave de la encuesta incluyen:

  • Los mayores de 55 años están más preocupados por enfermarse por COVID-19.

  • El 80 por ciento de los canadienses dicen que planean cenar con su familia este año para celebrar las fiestas.

  • El 38 por ciento de los padres dice que las vacunas deberían ser obligatorias en las escuelas de sus hijos.



ARTÍCULO POR: NEETU SEUPERSADSINGH

EDICIÓN Y TRADUCCIÓN POR: ELIANA GONZÁLEZ


Recent Posts

See All

Comments


bottom of page