google.com, pub-9826011386271019, DIRECT, f08c47fec0942fa0 google.com, pub-9826011386271019, DIRECT, f08c47fec0942fa0
top of page

Nuevas recomendaciones de refuerzo para los canadienses que ya han tenido COVID-19

Los canadienses que han tenido COVID-19 finalmente tienen una dirección clara sobre cuándo deben recibir una vacuna de refuerzo.


Una enfermera saca una jeringa antes de administrar un refuerzo de la vacuna COVID-19 el 23 de octubre de 2021.
Una enfermera saca una jeringa antes de administrar un refuerzo de la vacuna COVID-19 el 23 de octubre de 2021.

El principal médico de Canadá dijo que para aquellos que han tenido el virus, el Comité Asesor Nacional sobre Inmunización (NACI) ahora recomienda que el refuerzo de MRNA se administre al menos seis meses después de la dosis anterior o tres meses después de la infección por COVID-19, la opción que sea más larga.


La Dra. Theresa Tam dijo que los datos más recientes muestran que dos dosis de una vacuna ofrecen una protección razonablemente buena contra enfermedades graves de Ómicron; pero que el refuerzo ofrece una protección "superior" contra infecciones graves.


"Los datos muestran que la protección contra las hospitalizaciones es superior al 90 por ciento con una dosis de refuerzo de MRNA", dijo.

Aunque la cantidad de nuevas infecciones tiende a la baja, Tam dijo que las tendencias de enfermedades graves son "elevadas o siguen aumentando" en muchas partes de Canadá.


“Hasta el 2 de febrero, un promedio de más de 10.000 personas estaban siendo tratadas en hospitales cada día”.

Tam dijo que las provincias tendrán que encontrar un equilibrio entre contener las medidas de salud pública y volver a una sensación de normalidad a medida que la ola de Ómicron llega a su punto máximo. Varias provincias han señalado su intención de eliminar algunas, si no todas, las restricciones de salud restantes de COVID-19.


El premier de Alberta, Jason Kenney, dijo que su gobierno anunciará la próxima semana una fecha para finalizar la implementación del pasaporte de vacunas COVID-19 de Alberta, así como un enfoque gradual para finalizar casi todas las restricciones de salud de COVID-19 para fines de mes, siempre y cuando la presión sobre los hospitales continue disminuyendo.


Mientras tanto, el premier de Saskatchewan, Scott Moe, dijo que está comprometido con poner fin pronto a todas las restricciones de COVID-19, incluso cuando las hospitalizaciones relacionadas con COVID-19 están en su nivel más alto desde que comenzó la pandemia.


La semana pasada, la doctora principal de BC, la Dra. Bonnie Henry extendió las reglas sobre las prueba de vacunación hasta finales de junio; pero dijo que estas podrían levantarse antes, si cambia la situación de COVID-19 en la provincia. El martes, dijo que BC podría relajar las restricciones "muy pronto".


Tam dijo que los mandatos de vacunación deben reevaluarse; pero los gobiernos aún deben encontrar formas de optimizar los niveles de vacunación.


Más del 91 por ciento de los adultos canadienses mayores de 18 años han recibido al menos una dosis de una vacuna COVID-19, según muestran los últimos datos de la Agencia de Salud Pública de Canadá.


Por su parte, Moe dijo en un video subido a las redes sociales que el COVID-19 no va a desaparecer; pero la gente ya no tiene que seguir las órdenes de salud pública, por lo que “normalizar” el virus y aprender a vivir con él es la opción más factible.


Sin embargo, la Asociación Médica de Saskatchewan advirtió que flexibilizar las medidas de salud pondría a prueba el sistema de salud de la provincia.


Ontario y Quebec, que han visto una ligera disminución en las hospitalizaciones relacionadas con COVID-19 esta semana, han aliviado algunas restricciones, sin embargo, los científicos y los funcionarios de salud en las dos provincias han advertido que es probable que los casos aumenten nuevamente a medida que avanzan las reaperturas parciales.


Terranova y Labrador está listo para flexibilizar las restricciones sobre las empresas y el tamaño de las reuniones grupales el lunes, aunque el premier Andrew Furey, quien también es cirujano ortopédico, dijo el jueves que cualquier cambio debe hacerse con precaución.



ARTÍCULO POR: DENISE WONG Y MICHELE MORTON

FOTOGRAFÍA: MARTIN RICKETT

EDICIÓN Y TRADUCCIÓN POR: ELIANA GONZÁLEZ


Recent Posts

See All

Comments


bottom of page