google.com, pub-9826011386271019, DIRECT, f08c47fec0942fa0 google.com, pub-9826011386271019, DIRECT, f08c47fec0942fa0
top of page

Primer día de regreso a clases para miles de estudiantes

Los estudiantes en Ontario comenzarán a regresar al aula en persona el martes por primera vez desde el inicio de la pandemia COVID-19.



La provincia cerró todas las escuelas el 13 de marzo, los casos de enfermedad por coronavirus comenzaron a aumentar.


Algunas juntas en diferentes partes de la provincia reabrirán las escuelas el martes, mientras que otras comenzarán durante las próximas dos semanas.


Las juntas ofrecerán una combinación de clases presenciales y aprendizaje en línea para los estudiantes que opten por quedarse en casa.


El mes pasado, el ministro de Educación, Stephen Lecce, dio permiso a las juntas para escalonar las reaperturas de escuelas si necesitaban más tiempo para implementar protocolos de seguridad ante una pandemia.


Los estudiantes de secundaria comenzarán la orientación en la Junta Escolar del Distrito de Peel el martes, y los estudiantes de primaria comenzarán el miércoles, mientras que los estudiantes de la Junta Escolar del Distrito de Toronto no comenzarán a regresar a clases sino hasta el 15 de septiembre.


El gobierno del premier Doug Ford ha estado bajo una presión creciente sobre su plan de regreso a clases, que ha cambiado varias veces en el período previo a la reapertura.


Lecce dice que el plan de la provincia da prioridad a la seguridad y que el gobierno actuará rápidamente para abordar los brotes en las escuelas de Ontario. Dijo que entiende que los estudiantes, padres y maestros están preocupados por la reapertura.


“Creo que todos los ciudadanos y todos los padres de todo el mundo, en vísperas del regreso de los estudiantes, enfrentan esa angustia en su corazón”, dijo Lecce en una entrevista. "Pero si continuamos siguiendo los consejos de salud pública... creo que los estudiantes pueden regresar a un ambiente seguro y positivo".

El gobierno publicó recientemente una nueva guía sobre cómo lidiar con posibles brotes de COVID-19 en las escuelas.


Hace hincapié en la prevención y la detección en el hogar, mientras que a los maestros y directores se les pedirá que aíslen a cualquier niño que desarrolle síntomas en la escuela.


Los funcionarios de salud pública tendrán la discreción de enviar grupos completos de estudiantes a casa desde la escuela, o potencialmente cerrar escuelas, sí creen que esa es la mejor manera de manejar un brote.


Las juntas escolares, los sindicatos de maestros y algunos padres han pedido al gobierno que ordene clases más pequeñas para garantizar que sea posible el distanciamiento físico en el aula y que proporcione fondos para que esto suceda.


Los cuatro principales sindicatos de maestros de Ontario han apelado a la junta laboral de la provincia alegando que el plan de reapertura de la escuela viola las leyes de seguridad en el lugar de trabajo.


La crítica de educación del NDP, Marit Stiles, dijo que a medida que las escuelas comiencen a reabrir el martes, observará cómo los estudiantes y maestros pueden distanciarse físicamente en clase.


Stiles dijo que a pesar de la presión para reducir el tamaño de las clases de primaria, el gobierno ha seguido adelante con su estrategia.


"Creo que todos teníamos la esperanza de que el gobierno recibiera el mensaje de que los padres habían estado gritando bastante fuerte", dijo. “Creo que el gobierno realmente cree que puede echar la culpa a los trabajadores de la educación y las juntas directivas y encogerse de hombros”.

50 views0 comments

Recent Posts

See All

Comments


bottom of page