• Eliana González

Aerosol nasal previene el covid en hurones

Los científicos de la Universidad de Columbia han desarrollado un tratamiento que bloquea el virus en la nariz y los pulmones, es económico y no necesita refrigeración.



Un aerosol nasal que bloquea la absorción del virus SARS-CoV-2 ha protegido completamente a los hurones en los que se probó, según un pequeño estudio publicado el jueves por un equipo internacional de científicos. El estudio, que se limitó a animales y aún no ha sido revisado por pares, fue evaluado por varios expertos en salud a pedido de The New York Times.

Si se demuestra que el aerosol, que los científicos describieron como no tóxico y estable, funciona en humanos, podría proporcionar una nueva forma de combatir la pandemia. Un rocío diario por la nariz actuaría como una vacuna.

"Tener algo nuevo que funcione contra el coronavirus es emocionante", dijo el Dr. Arturo Casadevall , presidente de inmunología de la Escuela de Salud Pública Johns Hopkins Bloomberg, que no participó en el estudio. "Me imagino que esto es parte del arsenal".

El trabajo ha estado en marcha durante meses por científicos del Centro Médico de la Universidad de Columbia en Nueva York, el Centro Médico Erasmus en los Países Bajos y la Universidad de Cornell en Ithaca, Nueva York. El estudio fue financiado por los Institutos Nacionales de Salud y el Centro Médico de la Universidad de Columbia.

El equipo necesitaría fondos adicionales para realizar ensayos clínicos en humanos. La Dra. Anne Moscona , pediatra y microbióloga de Columbia y coautora del estudio, dijo que habían solicitado una patente para el producto y esperaba que la Universidad de Columbia se acercara a la Operación Warp Speed del gobierno federal o a las grandes compañías farmacéuticas que buscan nuevas formas de combatir el coronavirus.

El aerosol ataca al virus directamente. Contiene un lipopéptido, una partícula de colesterol unida a una cadena de aminoácidos, los componentes básicos de las proteínas. Este lipopéptido en particular coincide exactamente con un tramo de aminoácidos en la proteína de pico del virus, que el patógeno usa para adherirse a las vías respiratorias o células pulmonares humanas. Antes de que un virus pueda inyectar su ARN en una célula, el pico debe descomprimirse efectivamente, exponiendo dos cadenas de aminoácidos, para fusionarse con la pared celular. A medida que la punta se cierra para completar el proceso, el lipopéptido en el aerosol se inserta por sí mismo, adhiriéndose a una de las cadenas de aminoácidos de la punta y evitando que el virus se adhiera.

“Es como si estuvieras cerrando una cremallera pero colocas otra dentro, por lo que los dos lados no se pueden unir ”, dijo Matteo Porotto , microbiólogo de la Universidad de Columbia y uno de los autores del artículo. El trabajo se describió en un artículo publicado en el servidor de preimpresión bioRxiv el jueves por la mañana y se envió a la revista Science para su revisión por pares.


El Dr. Peter J. Hotez, decano de la Escuela Nacional de Medicina Tropical del Baylor College of Medicine, dijo que la terapia parecía "realmente prometedora".

“Lo que me gustaría saber ahora es lo fácil que es escalar la producción”, dijo.

En el estudio, el aerosol se administró a seis hurones, que luego se dividieron en parejas y se colocaron en tres jaulas. En cada jaula también iban dos hurones a los que se les había administrado un aerosol placebo y un hurón que había sido infectado deliberadamente con SARS-CoV-2 uno o dos días antes.

Los hurones son utilizados por científicos que estudian la gripe, el SARS y otras enfermedades respiratorias porque pueden contraer virus a través de la nariz al igual que los humanos, aunque también se infectan entre sí por contacto con heces o al rascarse y morderse. Después de 24 horas juntos, ninguno de los hurones rociados contrajo la enfermedad; todos los hurones del grupo placebo lo hicieron.

"La replicación del virus se bloqueó por completo", escribieron los autores.

El aerosol protector se adhiere a las células de la nariz y los pulmones y dura aproximadamente 24 horas, dijo el Dr. Moscona . "Si funciona tan bien en humanos, podría dormir en una cama con alguien infectado o estar con sus hijos infectados y aún estar seguro", dijo.


ARTÍCULO POR: DONALD G. MCNEIL JR.

FOTOGRAFÍA: PETER KOVALEV

EDICIÓN Y TRADUCCIÓN POR: ELIANA GONZÁLEZ


MÁS INFORMACIÓN SOBRE EL COVID-19

Contact Us

  • Facebook
  • Instagram
  • YouTube

©2020 by OndasFM. All Rights Reserved.

4950 Yonge Street  Unit C8   Toronto, ON

 

info@ondasfm.ca

+1(416) 700-8889