Anuncian ayudas federales para afrontar los desastres dejados por Fiona en Canadá



El primer ministro, Justin Trudeau, actualizó hoy la situación de las zonas más afectadas por el paso del huracán Fiona y anunció las acciones que estará tomando el gobierno federal para dar asistencia a la población y apoyar en las labores de limpieza y reconstrucción.


Trudeau se solidarizó con las familia de las dos víctimas mortales del huracán, una mujer de 73 años que fue arrastrada por las olas que impactaron su casa y cuyo cuerpo fue rescatado ayer y una segunda persona sobre la cual no se tienen mayores detalles sobre la causa de muerte. También con todas aquellas personas que perdieron sus hogares. El primer ministro, Justin Trudeau, actualizó hoy la situación de las zonas más afectadas por el paso del huracán Fiona y anunció las acciones que estará tomando el gobierno federal para dar asistencia a la población y apoyar en las labores de limpieza y reconstrucción.



Nuestro gobierno rápidamente aprobó asistencia federal en Nueva Escocia, nuestras fuerzas navales están disponibles para ayudar a despejar carreteras y restaurar la electricidad. En la Isla del Príncipe Eduardo hay pequeñas comunidades aisladas y decenas de miles permanecen sin electricidad. Las fuerzas armadas canadienses ya llegaron para ayudar a remover escombros y asistir en la restauración de la energía eléctrica. En Terranova y Labrador el gobierno está ayudando con imágenes aéreas detalladas para determinar los daños y también estamos desplegando personal militar para ayudar a las autoridades locales en el terreno.

Los canadienses que quieran ayudar pueden hacerlo a través de donaciones en la página web de la cruz roja y el gobierno igualará todas las donaciones que se reciban durante los próximos 30 días.

Trudeau expresó que la necesidad inmediata es proporcionar alimentos y refugio a los desplazados por la tormenta y aseguró que visitará las zona afectadas del atlántico canadiense esta semana.


Además hizo énfasis en la restauración de la energía. En el pico de Fiona el sábado, más de 500.000 clientes en todo el Atlántico canadiense estaban sin electricidad, pero el lunes por la mañana temprano ese número se había reducido a menos de 300.000, con la gran mayoría en Nueva Escocia. Pero incluso cuando las cuadrillas trabajan las 24 horas para reparar las líneas caídas, algunas compañías de servicios públicos advirtieron que podrían pasar días antes de que se restablezca la energía para todos.


Ayer Hydro Ottawa envió técnicos para apoyar a las brigadas que trabajan para reestablecer la energía en las zonas afectadas y los mismo anunció hoy el premier de Ontario Doug Ford, que estarían enviando técnicos Hydro One para apoyar las labores.

21 views0 comments