BC declara estado de emergencia por inundaciones

Días después de que se hizo evidente cuán terribles han sido las inundaciones que han estado devastando a gran parte del sur de British Columbia, la provincia declaró el estado de emergencia.


BC declara estado de emergencia por inundaciones.
BC declara estado de emergencia por inundaciones.

La declaración entró en vigor el miércoles al mediodía. El premier John Horgan habló con los periodistas poco después y dijo que la orden preservará el acceso básico a los servicios y suministros para las comunidades de toda la provincia.


Se insta a las personas a no viajar por British Columbia a menos de que sea absolutamente necesario. La provincia trabajará para garantizar que los bienes esenciales, así como los servicios médicos y de emergencia, puedan llegar a las comunidades que los necesitan.


Horgan suplicó a los habitantes de British Columbia que no atesoraran artículos, diciendo: "lo que necesitan, sus vecinos también lo necesitan".


El premier dijo que confía en que la provincia pueda restaurar las cadenas de suministro de British Columbia" de manera rápida y ordenada" siempre que la gente no acumule.


En un momento dado, los deslizamientos de tierra y las inundaciones cerraron todas las carreteras que conectan la zona sur con el resto de la provincia. Desde entonces, Lougheed Highway (Autopista 7) al oeste de Agassiz ha sido reabierta solo para viajes esenciales y la autopista 99 se reabrió por completo en Richmond después de que la acumulación de agua bloqueara la ruta en la autopista Westminster.


Con la reapertura de esa sección de la autopista 7, el ministro de Transporte, Rob Fleming, enfatizó: “Esto es para personas que tienen necesidades urgentes. Personas que necesitan trasladar ganado, personas que necesitan trasladar equipos de bombeo adicionales al área de la pradera de Sumas y a la estación de bombeo de Barrowtown. Quiero enfatizar lo importante que es que el público en general no intente acceder a esa ruta por el momento ya que solo obstaculizará la seguridad de otras personas con necesidades urgentes”.

El ministro de Seguridad Pública, Mike Farnworth, también enfatizó: "Este no es el momento para viajar por motivos de ocio. Nuestra infraestructura de transporte está paralizada y debemos asegurarnos de que vuelva a estar en condiciones optimas lo más rápido posible, es por eso que solo estamos priorizando el acceso esencial".


"Conseguir que nuestra carreteras y el ferrocarril vuelvan a estar en funcionamiento es nuestra prioridad número uno", dijo Farnworth y agregó que el Ministerio de Transporte proporcionará todos los recursos necesarios para que eso suceda. Emergency Management BC y la provincia ayudarán en todas esas áreas.

“Esta declaración nos permitirá implementar cualquier medida de emergencia provincial y permitir el acceso a todos los activos que puedan ser necesarios para prevenir, responder o paliar los efectos de una emergencia. Esto puede incluir medidas para prohibir los viajes no esenciales, para evitar el acaparamiento, para evitar el aumento de precios, similar a lo que hemos tenido que hacer para controlar la emergencia causada por el COVID-19. De esta manera también se incluye el acceso a cualquier infraestructura a disposición de las provincias”, dijo. "En resumen, haremos todo lo posible".

Aproximadamente 17.775 personas se han visto obligadas a abandonar sus hogares debido a las inundaciones. Hay 5.918 propiedades bajo órdenes de evacuación y 3.632 propiedades en alerta de evacuación.


El estado de emergencia provincial tiene una vigencia de 14 días y puede extenderse o rescindirse según sea necesario.



ARTÍCULO POR: NIKITHA MARTINS

FOTOGRAFÍA: TWITTER / @RCAFOPERATIONS

EDICIÓN Y TRADUCCIÓN POR: ELIANA GONZÁLEZ


MÁS INFORMACIÓN NACIONAL

26 views0 comments