CAA lanza su campaña anual para elegir las carreteras en peor estado de Ontario

A medida que Ontario se acerca al inicio de la temporada alta de construcción, la Asociación Canadiense de Automóviles (CAA) ha lanzado su 18ª campaña anual para elegir las peores carreteras de la provincia.


CAA lanza su campaña anual para elegir las carreteras en peor estado de Ontario.
CAA lanza su campaña anual para elegir las carreteras en peor estado de Ontario.

Teresa Di Felice, vicepresidenta asociada de relaciones gubernamentales y comunitarias de CAA para la zona sur y central de Ontario, dijo que las quejas más comunes que la compañía recibe de sus miembros se relacionan con las malas condiciones del pavimento, así como con los baches y las grietas en las carreteras.


“No se trata solo de conducir, se trata de todas las formas en que nos movemos. 'Las carreteras en las perores condiciones' son un problema de seguridad, un problema de infraestructura”, dijo. “Hacer buenas nuestras carreteras también se trata de invertir en nuestras comunidades y en la entrega de bienes y servicios y empleos".

“El sesenta y cinco por ciento de los que respondieron a nuestra encuesta nos dijeron que reducen la velocidad cuando ven un bache, el 64 por ciento se desvía bruscamente, por lo que este también es un problema de seguridad que debemos abordar”.

Después de la campaña de peores carreteras en el 2021, Victoria Road en el condado de Prince Edward obtuvo el primer lugar en la votación. En el área metropolitana de Toronto y Hamilton, Barton Street East en Hamilton ocupó el tercer lugar en la lista, mientras que Eglinton Avenue East y Eglinton Avenue West ocuparon el quinto y séptimo lugar, respectivamente.


Cuando se le preguntó acerca de la efectividad de las campañas, Di Felice dijo que las pasadas resultaron en que partes de Dufferin Street en Toronto se arreglaron antes de lo programado.


“Tenemos personas encargadas de la toma de decisiones que escuchan lo que los electores les dicen sobre las carreteras en la lista”, dijo.

Las nominaciones para las peores carreteras se pueden enviar hasta el 19 de abril. Se permiten entradas múltiples. La lista final está programada para ser anunciada en junio.


La campaña surge en medio de un aumento en los baches el invierno pasado en Toronto y otras partes de Ontario.


“Lo que estamos viendo en este momento es una gran cantidad de eventos de congelación y descongelación. Los eventos de congelación y descongelación son la receta perfecta para un bache”, dijo el gerente de operaciones de carreteras de la ciudad de Toronto a mediados de febrero. “Lo que sucede es que el agua penetra en la capa superior de asfalto, se congela, en realidad levanta un poco el asfalto. Cuando tenemos un deshielo, crea un vacío y cuando ese vacío está ahí, el tráfico pasa por encima de ese vacío, rompe el asfalto y crea un bache”.

Mills dijo que el municipio generalmente gasta entre $ 4 millones y $ 5 millones para abordar los baches y mencionó que estima que las cuadrillas están en camino de hacer alrededor de 175.000 reparaciones en 2022, por debajo del pico histórico de alrededor de 275.000.


El problema del deterioro de las carreteras no se limita a los conductores de vehículos de pasajeros del GTA; ya que Di Felice señaló que los camiones que transportan mercancías, los autobuses y los ciclistas también se ven afectados.


Scott Butler, director ejecutivo de Ontario Good Roads Association, una organización compuesta por funcionarios municipales, se encuentra entre los que piden más fondos para que los pueblos y ciudades aborden los retrasos en el mantenimiento.


“En general, en Ontario, los municipios han aplazado alrededor de $34 mil millones en mantenimiento de carreteras y puentes”, dijo, y señaló el costo que implicaría restaurar las carreteras en un nuevo estado.


“Necesitamos una relación más equitativa entre la provincia, el gobierno federal y entre los municipios. Los municipios todavía están atados por el hecho de que solo reciben nueve centavos por cada dólar de impuestos recaudado en Canadá”.

Matti Siemiatycki, director del Instituto de Infraestructura de la Universidad de Toronto y profesor de geografía, dijo que las carreteras en ruinas son un síntoma de un problema mayor.


“Construir nuevos proyectos, cortar nuevas cintas es la parte glamorosa del trabajo. Poner dinero en el mantenimiento regular donde no hay mucha recompensa política donde podría ni siquiera ser perceptible, donde se está evitando un problema en el futuro, eso es mucho más difícil de vender; pero es de vital importancia”, dijo.

Siemiatycki también dijo que es necesario invertir más en transporte alternativo y métodos de movilidad, como carriles para bicicletas y aceras más anchas.


“En algunos casos, necesitamos arreglos costosos, sin duda, y hay un gran retraso en nuestra inversión en infraestructura”, dijo. “En otros casos, existen estas intervenciones de bajo costo que se pueden realizar con bastante rapidez y que pueden tener un gran impacto en la calidad de vida de nuestra ciudad”.


ARTÍCULO: NICK WESTOLL

EDICIÓN Y TRADUCCIÓN POR: ELIANA GONZÁLEZ


MÁS INFORMACIÓN LOCAL

11 views0 comments