CaféTO podría convertirse en un programa permanente en la ciudad