¿Cirujanos trabajando más tiempo extra?

Es posible que se les pida a los cirujanos de Ontario que comiencen a trabajar los fines de semana para eliminar una gran cantidad de procedimientos retrasados ​​por el inicio de la pandemia de COVID-19, dijo el premier el jueves al prometer fondos para ayudar a abordar el problema.


El equipo médico realiza una cirugía en un hospital de Toronto.
El equipo médico realiza una cirugía en un hospital de Toronto.

Los comentarios de Doug Ford se produjeron nueve días después de que la investigación sobre modelos presentara un panorama desolador de los tiempos de espera de las cirugías en toda la provincia.


Los datos, publicados a principios de este mes en el Canadian Medical Association Journal, sugirieron que se pospusieron más de 148,000 procedimientos entre mediados de marzo, cuando las operaciones electivas se cancelaron debido al cierre, y mayo, cuando esas restricciones se suavizaron. Los investigadores estimaron que la acumulación de trabajos demoraría al menos un año y medio en eliminarse.


Ford calculó el retraso en más de 180.000 el jueves cuando dijo que los funcionarios del gobierno están trabajando en soluciones para abordar el problema.


La propuesta fue una novedad para el Dr. David Willliams, director médico de salud de Ontario, quien se negó a comentar sobre la idea, pero dijo que la mesa de comando de salud que coordina gran parte de la respuesta pandémica de la provincia está discutiendo formas de abordar el retraso.


El portavoz del Ministerio de Salud, Travis Kann, dijo que un "plan de preparación para el otoño" que está actualmente en desarrollo contendrá medidas no especificadas para abordar la lista de espera de la cirugía, y agregó que los detalles se darán a conocer en las próximas semanas.


La investigación de modelos, publicada el 1 de septiembre, no tuvo en cuenta las horas médicas adicionales en sus proyecciones. Pero los datos sugirieron que la lista de espera podría eliminarse en 84 semanas si los médicos alcanzan un objetivo de 717 procedimientos por semana.


Sus autores dijeron que los datos podrían desempeñar un papel importante en el avance de la planificación de la salud.


Los investigadores argumentaron que los sistemas de salud "no pueden volver a funcionar como de costumbre" si quieren gestionar el impacto en los pacientes y deben encontrar soluciones innovadoras para prepararse para futuras oleadas del nuevo coronavirus.


Ford no indicó cuánto dinero ha destinado el gobierno para cubrir el costo de las horas adicionales del cirujano o el tiempo de la sala de operaciones, simplemente dijo que "los fondos están ahí".


La crítica de salud del NDP, France Gelinas, argumentó que las finanzas, en lugar de las horas de trabajo, serán la clave para abordar el retraso. Ella dijo que los médicos y otros profesionales médicos ya trabajan los fines de semana y otros días festivos legales, y calificó la idea de pedirles que dediquen tiempo adicional como "irrespetuosa".


El problema, dijo, radica en los hospitales con fondos insuficientes que no pueden cubrir el costo del tiempo adicional de la sala de operaciones o proporcionar suficientes camas para los pacientes.


Gelinas señaló que si bien los cirujanos pueden facturar al programa provincial de seguro médico por su tiempo, el resto del equipo de la sala de operaciones lo paga el hospital.



ARTÍCULO POR: MICHELLE MCQUIGGE

EDICIÓN Y TRADUCCIÓN: ELIANA GONZÁLEZ


MÁS INFORMACIÓN LOCAL

26 views0 comments