• Eliana González

Ciudadanos se oponen al arancel de aluminio

Una nueva encuesta de opinión sugiere que la reciente decisión de Donald Trump de aplicar un arancel al aluminio crudo canadiense está obteniendo malas críticas en ambos lados de la frontera.



En una encuesta web realizada por la firma de encuestas Leger y la Asociación de Estudios Canadienses, el 58 por ciento de los encuestados estadounidenses dijeron que no estaban de acuerdo con el impuesto de importación del 10 por ciento.


En lo que es menos sorprendente, el 90 por ciento de los canadienses que participaron en la encuesta se opusieron al arancel de la Casa Blanca.


La encuesta se realizó del 7 al 9 de agosto entre 1.513 canadienses y 1.003 estadounidenses, de 18 años o más, que fueron reclutados a partir de un panel en línea.


Dado que las encuestas creadas a partir de paneles de Internet no son muestras aleatorias, no se puede asignar un margen de error a la encuesta.


La firma encuestadora dice que utilizando datos del censo de 2016, los resultados se ponderaron según la edad, el género, el idioma hablado, la región, el nivel de educación y la presencia de niños en el hogar para asegurar una muestra representativa de la población.


Trump anunció la semana pasada que volvería a imponer un impuesto al aluminio crudo canadiense porque Canadá había roto la promesa de no inundar el mercado estadounidense con el producto.


La viceprimera ministra Chrystia Freeland negó con vehemencia el reclamo de dumping y dijo que Canadá pronto tomaría represalias con $ 3.6 mil millones en aranceles sobre artículos estadounidenses que contienen aluminio.


“Al imponer estos aranceles, Estados Unidos ha tomado la absurda decisión de dañar a su propio pueblo en un momento en que su economía está sufriendo la crisis más profunda desde la Gran Depresión”, dijo."Cualquier estadounidense que compre una lata de cerveza o un refresco o un automóvil o una bicicleta sufrirá".

Los comentarios podrían ayudar a explicar por qué el 28 por ciento de los estadounidenses encuestados dijeron que estaban algo en desacuerdo con la medida de Trump, mientras que el 30 por ciento dijo estar totalmente en desacuerdo.


Jean-Marc Leger, presidente de la firma de encuestas, sugirió que las cifras reflejan una falta de un fundamento claro para la acción del voluble presidente estadounidense.


“¿Por qué el 10 por ciento? ¿Por qué en este momento? él dijo. "Parece otra decisión impulsiva".

El sesenta y nueve por ciento de los canadienses que participaron en la encuesta dijeron que estaban completamente en desacuerdo con el arancel, con un 21 por ciento algo en contra.


El setenta por ciento de los encuestados canadienses dijeron que Ottawa debería contraatacar imponiendo aranceles propios a los productos estadounidenses.


La disputa comercial rompió la breve armonía entre Ottawa y Washington que siguió a una renegociación exitosa del tratado de libre comercio de América del Norte.


Si bien casi dos tercios de los estadounidenses dijeron a Leger que Canadá y Estados Unidos se benefician por igual de sus intercambios comerciales, solo el 38 por ciento de los canadienses apoyó la idea.


ARTÍCULO POR: JIM BRONSKILL

EDICIÓN Y TRADUCCIÓN POR: ELIANA GONZÁLEZ


MÁS INFORMACIÓN NACIONAL

45 views0 comments