Consejos para prepararse para el cambio al horario de verano

Los efectos de cambiar al horario de verano se sienten más profundamente el lunes después de que el reloj se adelanta y es por eso que una doctora está compartiendo algunos consejos sobre cómo aliviar el dolor de perder una hora de sueño.


Consejos para prepararse para el cambio al horario de verano.
Consejos para prepararse para el cambio al horario de verano.

La Dra. Yvette Lu tiene un consultorio familiar en Surrey y explica lo que muestra la investigación.


“Es importante que tengamos mucho cuidado con nuestra salud y seamos conscientes de ella después del cambio al horario de verano porque se han realizado estudios que han demostrado un mayor número de accidentes automovilísticos, lesiones en el lugar de trabajo e incluso suicidios y ataques cardíacos, así como una disminución de la productividad laboral - después del cambio al horario de verano, porque estamos perdiendo una hora de sueño ”, dijo. "Por lo general, es el lunes en el que vemos el mayor número de efectos en el rendimiento y la productividad de las personas, y la semana siguiente".

Lu dice que prestar atención a lo que su cuerpo necesita es clave.


“Lo que puedes hacer es descansar más. Asegúrate de cuidar tu cuerpo y ser muy consciente de lo cansado que estás ”, dice ella. “Si no se está consciente, es posible que se dé cuenta de que no sabe por qué se siente más cansado o por qué ha disminuido su productividad. Cuando las personas son conscientes de algo, son más capaces de afrontar los desafíos que puedan surgir".

Lu dice que aquellos que ya tienen falta de sueño y los niños que dependen de rutinas estrictas serán los más afectados.


Acostarse y levantarse un poco más temprano los sábados y domingos por la noche es una forma de ayudar a facilitar la transición.


"Eso te permitirá estar un poco más tranquilo el lunes por la mañana".

Lu dice que ahora es un buen momento para que las personas consideren la importancia de la llamada "higiene del sueño".


“La higiene del sueño incluye tratar de despertarse a la misma hora todas las mañanas y acostarse a la misma hora todas las noches”, dice. "También es importante mantenerse alejado de la luz y las pantallas varias horas antes de la hora de acostarse porque la luz de las pantallas puede activar los centros circadianos en su cerebro y hacer que su cerebro piense que ya es la mañana siguiente".

Tomar toda la luz del sol que pueda, hacer ejercicio y mantener las luces bajas durante la noche también puede ser de gran ayuda.




ARTÍCULO POR: LISA STEACY

EDICIÓN Y TRADUCCIÓN POR: ELIANA GONZÁLEZ


MÁS INFORMACIÓN SOBRE SALUD

91 views0 comments