google.com, pub-9826011386271019, DIRECT, f08c47fec0942fa0
top of page

Décimo día de huelga



Por décimo día consecutivo, los trabajadores del mayor sindicato de la función pública federal de Canadá se lanzan a los piquetes mientras prosiguen las negociaciones.

Ambas partes se enfrentan a presiones para llegar a un acuerdo, aunque no se habla de que la legislación de vuelta al trabajo esté en camino.


Según un comunicado de la presidenta del Consejo del Tesoro, Mona Fortier, a principios de esta semana, los salarios y el trabajo a distancia son algunos de los puntos de discordia en el conflicto laboral.



El Gobierno federal ofrece un aumento salarial del 9% en tres años, con efecto retroactivo hasta 2021.


Por su parte, el sindicato afirma que ha ajustado su petición inicial de un aumento del 13,5% en el mismo periodo de tiempo, pero no revela la nueva cifra.


Mientras continúa la huelga, los canadienses se enfrentan a una amplia gama de interrupciones en los servicios federales, desde los servicios de inmigración hasta la solicitud de pasaportes.


7 visualizaciones0 comentarios

Comments


bottom of page