• Eliana González

EE. UU. ha aplicado más de 100 millones de dosis de vacunas COVID-19

Estados Unidos ha administrado más de 100 millones de dosis de la vacuna COVID-19, 101,1 millones, para ser precisos, según las cifras publicadas el viernes por los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades.


EE. UU. alcanza el hito de 100 millones de dosis de la vacuna COVID-19 de 100 administradas con éxito.
EE. UU. alcanza el hito de 100 millones de dosis de la vacuna COVID-19 de 100 administradas con éxito.

Eso equivale a más de 35 millones de estadounidenses completamente vacunados: el 10,5% de la población total de Estados Unidos. Casi 66 millones, o casi el 20% de la población total, han recibido al menos una dosis.


Casi un tercio de los estadounidenses de 65 años o más ya están completamente vacunados.


Desde que se administró la primera vacuna en el lanzamiento nacional el 14 de diciembre, se han administrado más dosis en los EE. UU. que en cualquier otro país del mundo, según las cifras recopiladas por la Universidad Johns Hopkins, aunque varias naciones más pequeñas han vacunado una mayor proporción de sus poblaciones.


Es probable que Estados Unidos alcance otro hito de vacunación a fines de la próxima semana; ya que el presidente Biden estableció una meta de 100 millones de vacunas en sus primeros 100 días en el cargo, cantidad que el país esta en camino de alcanzar mucho antes de lo programado.


Mientras que algunos otros países han luchado para asegurar las dosis, disputando precios y exportaciones, Estados Unidos debería tener suficientes vacunas COVID-19 para inmunizar a toda la población adulta del país para el verano, con suficientes dosis para unos 172 millones de personas más.


La administración de Biden ahora estima que tendrá suficientes dosis disponibles para cada adulto en mayo. Los ensayos clínicos en adolescentes y niños podrían complicar un poco el camino para algunas vacunas destinadas para los adolescentes en el otoño y los niños más pequeños a principios de 2022.


Aún así, la gran mayoría de la población de EE. UU. aún no se ha vacunado por completo, en medio de informes preocupantes de variantes altamente contagiosas del virus que se propagan por todo el país. Muchos de los que recibieron prioridad en primer lugar para las vacunas enfrentaron esperas frustrantes y complicadas del sistemas de programación para obtener sus dosis. Por otra parte, los proveedores enfrentaron grandes desafíos para distribuir las vacunas fabricadas por Pfizer y Moderna, que se estropean si se dejan demasiado tiempo fuera de sus congeladores.


El ritmo de vacunación a nivel nacional se ha acelerado a un promedio de más de 2 millones de dosis al día. Los funcionarios estatales y federales dicen que un próximo aumento en la oferta aliviará el mayor obstáculo para ampliar la campaña.


Pfizer y Moderna , cuyas vacunas requieren dos dosis, dicen que planean suministrar 600 millones de dosis combinadas de sus vacunas COVID-19 hasta julio, cantidad suficiente para inmunizar a 300 millones de personas. Hasta ahora, las compañías han entregado casi un tercio de sus pedidos al gobierno de los Estados Unidos, con un total de 400 millones de dosis de ambas prometidas para fines de mayo.


La administración de Biden negoció un acuerdo a principios de este mes con el fabricante farmacéutico rival Merck para producir millones de dosis de la vacuna de Johnson & Johnson de inyección única , que acelerará rápidamente el suministro. El miércoles, Biden anunció la compra de otros 100 millones de dosis de la vacuna de Johnson & Johnson y es posible que pronto se agreguen millones de dosis más de otros fabricantes de medicamentos al inminente excedente de inyecciones; ya que las empresas esperan los resultados de los ensayos de sus propias vacunas candidatas.


De las vacunas restantes en las que la Operación Warp Speed ​​de la administración Trump invirtió miles de millones de dólares en el desarrollo y la fabricación, es probable que la vacuna desarrollada por AstraZeneca y la Universidad de Oxford reciba la luz verde de la Administración de Alimentos y Medicamentos.


El ejecutivo de AstraZeneca, Ruud Dobber, dijo que la compañía esperaba recibir los resultados de su ensayo clínico "en las próximas semanas", lo que podría implementar millones de inyecciones más de una vacuna que ya se está distribuyendo en varios otros países.


"Cuantas más personas se vacunen, más rápido superaremos este virus y volveremos con nuestros seres queridos, volveremos a encarrilar nuestra economía y comenzaremos a volver a la normalidad", dijo el presidente Biden a principios de este mes , después de anunciar noticias del acuerdo de Johnson & Johnson con Merck.

ARTÍCULO POR: ALEXANDER TIN

FOTOGRAFÍA: MAKSIM GONCHARE

EDICIÓN Y TRADUCCIÓN POR: ELIANA GONZÁLEZ


MÁS INFORMACIÓN INTERNACIONAL