"El enfoque de la provincia para contrarrestar el aumento de casos de COVID-19 no es el adecuado"

Funcionarios de salud de Ontario confirmaron 666 nuevos casos de COVID-19 el domingo, el recuento diario más alto de casos desde el 2 de octubre, mientras que el promedio móvil de siete días de nuevas infecciones continúa aumentando, ahora se ubica en 563.


A medida que aumentan los números de COVID-19 en Ontario, los expertos dicen que la provincia no se está concentrando en los lugares correctos.
A medida que aumentan los números de COVID-19 en Ontario, los expertos dicen que la provincia no se está concentrando en los lugares correctos.

Los expertos médicos dicen que este aumento constante en los casos era predecible; pero mientras la provincia está tomando medidas para tratar de frenar la propagación, algunos dicen que sus esfuerzos no se están enfocando en los lugares correctos.


"La pregunta es dónde está sucediendo y por qué está sucediendo", dijo el epidemiólogo Colin Furness. “No estamos viendo un crecimiento aterrador descontrolado en los grandes centros de las ciudades. Eso no está sucediendo. Lo que estamos viendo son explosiones locales que distribuyen en diferentes lugares de la provincia. Será un grupo religioso aquí, una escuela allá, una fábrica o lugar de trabajo, y luego contactos cercanos de ese brote".

La ministra de Salud, Christine Elliott, reiteró en un tuit el domingo que la provincia estaba haciendo una pausa para levantar los límites de capacidad en "los entornos restantes de mayor riesgo", incluidos los establecimientos de comidas o bebidas con instalaciones de baile, establecimientos de entretenimiento para adultos, clubes sexuales y saunas.


Furness dijo que lo que está haciendo la provincia es castigar a esos negocios porque no están tomando las medidas que les permitirían abrir de manera segura, como tener plena capacidad en los estadios deportivos.


"Para mí, eso es una tontería. Si tuviéramos filtros HEPA en lugares como restaurantes y gimnasios e hiciéramos que nuestro aire fuera seguro, entonces creo que podríamos abrir estos otros lugares", explicó.

Si bien los números de hospitalización no se informan los fines de semana, actualmente hay 133 personas en las UCI diagnosticadas con COVID-19. El médico de urgencias de Toronto, el Dr. Kashif Pirzada, dijo que si controlamos la situación ahora, no debería haber tensión en los hospitales en las próximas semanas.


“Si está enfermo, quédese en casa y sí tiene síntomas que coinciden con COVID-19, hágase una prueba, especialmente si tiene pérdida del olfato; ya que ese es un síntoma que casi siempre se asocia con el COVID-19".

El Dr. Pirzada agregó que usar una máscara N95 en interiores, evitar áreas con poca ventilación y evitar grandes reuniones, especialmente en esta temporada de vacaciones, son solo algunas de las otras medidas preventivas que las personas pueden tomar.


Mientras tanto, los datos provinciales actualizados muestran que los niños de 12 a 17 años, seguidos por los adultos de 18 a 29 años, se quedan atrás en lo que respecta a las tasas de vacunación en Ontario.


Hasta el domingo, el 84,7 por ciento de los jóvenes (12-17) habían recibido una dosis, mientras que el 84,2 por ciento del última grupo de edad estaban parcialmente vacunados. Solo el 79 por ciento de los adultos (18-29) estaban completamente inmunizados, mientras que el 80 por ciento de los jóvenes elegibles ya cuentan con ambas vacunas.



ARTÍCULO POR: MALEEHA SHEIKH Y JOHN MARCHESAN

FOTOGRAFÍA: TWITTER / @CITYOFTORONTO

EDICIÓN Y TRADUCCIÓN POR: ELIANA GONZÁLEZ


MÁS INFORMACIÓN LOCAL


13 views0 comments