El precio promedio de una casa en el GTA se ha elevado un 28%

El mes pasado no hubo alivio para los compradores de viviendas del área metropolitana de Toronto; ya que el precio promedio de la vivienda aumentó casi un 28 por ciento en comparación con el año pasado, debido a que la falta de oferta continuó obstaculizando el mercado.


Agente inmobiliario con cartel de venta y estrechando la mano del cliente.
Agente inmobiliario con cartel de venta y estrechando la mano del cliente.

La junta de Bienes Raíces Regionales de Toronto reveló el jueves que el precio de venta promedio de una casa en la región superó los $1.3 millones el mes pasado, frente a poco más de $1 millón en febrero pasado y más de $1.2 millones en enero de este año.


El precio promedio de una vivienda unifamiliar superó los $1,7 millones el mes pasado, con propiedades adosadas a $1,3 millones, casas adosadas a $1,1 millones y condominios acercándose a los $800.000.



La junta de Ontario atribuyó gran parte de la culpa del aumento de los precios a la demanda, que superó con creces la oferta y, por lo tanto, alimentó un mercado donde las guerras de ofertas, pocos vendedores y una atmósfera frenética han sido la norma.


Sin embargo, la junta dijo que detectó señales en febrero de que la región está haciendo un "movimiento modesto" hacia un mercado "ligeramente más equilibrado".


Esos rastros de una relajación se produjeron en forma de nuevos listados, que aún están por debajo de hace un año; pero a una tasa anual marginalmente menor que las ventas.


Los nuevos listados para el mes totalizaron 14.147, una caída de casi siete por ciento desde los 15,146 de febrero pasado.


Por su parte, 9.097 viviendas cambiaron de manos el mes pasado frente a las 10.929 de febrero pasado y las 5.622 de enero de este año.


Eso significa que las ventas de viviendas de febrero cayeron en comparación con el récord histórico establecido en 2021; pero aun así alcanzaron la segunda tasa de ventas más alta del mes.


TRREB había pronosticado que las ventas serían más bajas este año porque muchas personas se apresuraron a comprar casas el año pasado o en las primeras semanas de 2022 en un intento por adelantarse a las inminentes alzas en las tasas de interés.


El miércoles, el Banco de Canadá elevó su tasa de interés de referencia al 0,5 por ciento desde el 0,25, donde se había mantenido durante los últimos dos años de la pandemia del COVID-19 y que sirvió como incentivo para los compradores con problemas de liquidez.


El aumento aumentará el costo de los préstamos, incluidas las hipotecas de tasa variable.


TRREB cree que el aumento de la tasa tendrá un "efecto moderador" en las ventas de viviendas; pero que se verá contrarrestado por niveles sustanciales de inmigración y una continua falta de oferta.


No se prevé que los precios de las viviendas disminuyan en el corto plazo.


“Debido a que el inventario permanece excepcionalmente bajo, tomará algún tiempo para que el ritmo de crecimiento de los precios se desacelere”, dijo Jason Mercer, analista jefe de mercado de la junta, en un comunicado de prensa.

"Busque un ritmo más moderado de crecimiento de los precios en la segunda mitad de 2022; ya que los costos de endeudamiento más altos hacen que algunos hogares suspendan temporalmente la compra de su vivienda mientras se reubican en el mercado".


EDICIÓN Y TRADUCCIÓN POR: ELIANA GONZÁLEZ


MÁS INFORMACIÓN LOCAL

27 views0 comments