• Eliana González

Los desalojos en línea encienden la alarma en Ontario

Updated: Dec 27, 2020

Inquilino tras inquilino se dirigió a la reunión virtual, describiendo cómo el COVID-19 ha causado estragos en sus vidas y finanzas durante el último año.


Los desalojos se suspendieron en la provincia hasta el verano y la Junta de Propietarios e Inquilinos ahora está trabajando en una acumulación de casos.
Los desalojos se suspendieron en la provincia hasta el verano y la Junta de Propietarios e Inquilinos ahora está trabajando en una acumulación de casos.

Esto ha generado preocupación entre los defensores de Ontario, quienes dicen que el aumento de los desalojos en la segunda ola de la pandemia coincide con un cambio a audiencias solo en línea que apilan contra los inquilinos.


“A esta gente no se le muestra piedad”, dijo Kenn Hale, del Centro de Defensa para Inquilinos de Ontario, en una entrevista reciente. "Se espera que paguen y paguen ahora o se vayan".

Hale, director de servicios legales y de defensa de la OTCA, dijo que es “absurdo” desalojar a personas durante una crisis de salud que ha dejado a muchos sin poder pagar el alquiler debido a la pérdida de ingresos.


“Ya es bastante malo en tiempos normales que las personas pierdan sus hogares y sean tratadas injustamente en un procedimiento administrativo. Pero puede ser de vida o muerte en el tipo de situación en la que estamos ahora ”, dijo Hale en una entrevista reciente.

Los desalojos se suspendieron hasta finales del verano y la Junta de Propietarios e Inquilinos ahora está trabajando en una acumulación de casos que, según los observadores, fueron anteriores a la pandemia y que ha crecido este año a medida que más personas pierden ingresos.


Tribunals Ontario no realiza un seguimiento de los desalojos, pero según la OTCA, la junta escuchó más de 7.000 casos en noviembre. El noventa y seis por ciento de ellos fueron presentados por un propietario contra un inquilino, dijo la OTCA. Al 14 de diciembre, se programaron 4.597 audiencias para el mes.


Hale dijo que el cambio a un modelo de audiencia solo en línea ha dificultado que los inquilinos presenten sus circunstancias o accedan a asesoramiento legal, incluso a través del programa de asesores legales de la ACTO.


Los abogados ahora deben presentarse a los inquilinos en la sesión virtual, frente a todos los demás participantes, y ambos deben salir de la reunión para hablar en privado.


Hale dijo que tales presentaciones no siempre se desarrollan sin problemas, ya que los abogados están entrando en situaciones de audiencia "caóticas" en las que luchan por hacerse oír.


También existe preocupación por los cambios en el proyecto de ley 184, que se convirtió en ley en el verano. Permite a los propietarios ofrecer acuerdos de pago sin comparecer ante la Junta de Propietarios e Inquilinos, por lo que algunos inquilinos están suscribiendo términos de pago potencialmente irrazonables sin comprender plenamente sus derechos, dijo Hale.


Un grupo de clínicas legales de Ontario, incluida la OTCA, escribió a los Tribunales de Ontario en octubre con pautas propuestas para los jueces que consideren casos de desalojo durante la pandemia, incluido el riesgo para la salud pública y las presiones sobre las finanzas de las personas.


Hale dijo que el grupo no había recibido una respuesta a mediados de diciembre.


El organizador de inquilinos Bryan Doherty de Keep Your Rent Toronto dijo que su grupo y otros han pedido un alivio del alquiler que va más allá de una moratoria sobre los desalojos, argumentando que simplemente pausar los desalojos haría que los casos se acumularan.


“Sabíamos que una moratoria al comienzo de la crisis de COVID en realidad solo produciría un bombardeo de desalojos a mitad de la crisis, que es lo que estamos viendo ahora”, dijo por teléfono en una entrevista a mediados de diciembre.

Los alquileres han sido durante mucho tiempo inasequibles en la ciudad más grande de Ontario y Doherty dijo que "COVID arrojó gasolina al fuego".


Dijo que se debe presionar a los propietarios y los gobiernos para abordar la crisis de la vivienda que afecta a los inquilinos de la clase trabajadora durante la pandemia y más allá.


“No creo que vaya a ser lo mismo. La pregunta es si será peor o un poco mejor”, dijo.


FOTOGRAFÍA: HOLLY MCKENZIE-SUTTER

EDICIÓN Y TRADUCCIÓN POR: ELIANA GONZÁLEZ


MÁS INFORMACIÓN LOCAL