• Eliana González

Mayor atención a vecindarios vulnerables

Toronto está lanzando una iniciativa de respuesta COVID-19 para enfocar más atención en ciertos puntos críticos en toda la ciudad.



El alcalde John Tory anunció el lunes que la ciudad ampliará su respuesta específica en partes de la ciudad donde el número de casos es mucho mayor.


Tory dice que sabe que estas partes de la ciudad están sufriendo la pandemia mucho peor que otras. Señaló específicamente el extremo noroeste de la ciudad y el noreste de Scarborough.


“No podemos detener las partes de COVID-19 en algunas partes de nuestra ciudad mientras arde como un incendio forestal en otras partes. Se lo debemos a los más vulnerables para garantizar que se proporcionen medidas adicionales ".

Los funcionarios de salud han dejado claro que las restricciones en toda la ciudad son necesarias para combatir el virus. Pero Tory dice que el encierro también debe complementarse con apoyos mejorados para proteger a los trabajadores esenciales mientras se enfoca de manera proactiva y se brinda ayuda específica a las personas y las áreas más afectadas.


“La pandemia ha exacerbado las antiguas inequidades sistémicas en salud”, dice Tory.

Él dice que estas desigualdades están relacionadas principalmente con cosas como la pobreza, el racismo y la desigualdad.


El alcalde dice que COVID-19 se está propagando de manera desproporcionada en vecindarios con más minorías, personas que viven con bajos ingresos y quienes viven en viviendas multigeneracionales.


Estas áreas de puntos críticos están experimentando tasas significativamente más altas de transmisión de COVID-19, tasas de pruebas más bajas y tasas de positividad más altas en comparación con el resto de la ciudad.


La ciudad está lanzando de inmediato un conjunto urgente de iniciativas en los vecindarios seleccionados. Las iniciativas incluyen un intercambio más amplio e inclusivo de información de salud pública y un mejor acceso a las pruebas de COVID-19.


Para abordar las tasas de prueba más bajas, esperan expandir los sitios de prueba provinciales utilizando las instalaciones de la ciudad y los autobuses para las pruebas móviles. También quieren ampliar las horas de funcionamiento de estos sitios de prueba.


Tory dice que la ciudad intensificará el alcance y la participación de la comunidad. Esto incluye ayudar a los residentes que enfrentan múltiples barreras, como apoyo alimentario, servicios de ingresos y acceso a apoyo de salud mental.


También planean brindar un apoyo más crítico a las personas que dan positivo en la prueba y a sus familias. Para aquellos que dan positivo y no pueden trabajar, la ciudad está trabajando en formas de eliminar la amenaza de desalojo.


Dice que la gente sigue yendo a trabajar enferma por miedo a perder sus trabajos. Quiere asegurarse de que todos los residentes puedan hacerse la prueba con la confianza de que una prueba positiva no provocará que nadie pierda su empleo.


“En este momento, la gente de la ciudad de Toronto se está despertando con los síntomas del COVID-19, va a trabajar y transmite el virus a sus compañeros de trabajo”, dice Tory.

Mientras los funcionarios de la ciudad trabajan para obtener el apoyo de la provincia y el gobierno federal, el personal comenzará a implementar partes del plan esta semana. Incluidas iniciativas de educación y divulgación.




ARTÍCULO POR: MICHAEL RANGER

EDICIÓN Y TRADUCCIÓN POR: ELIANA GONZÁLEZ


MÁS INFORMACIÓN LOCAL

83 views0 comments