• Eliana González

Mitos de las vacunas extendidos en línea

Información errónea y peligrosa sobre las vacunas COVID-19 se está extendiendo en las redes sociales entre todos los grupos de edad y podría dañar los esfuerzos de Canadá para poner fin a la pandemia, dice el director de la Asociación Médica de Ontario.


Un trabajador de la salud prepara una dosis de la vacuna Pfizer-BioNTech COVID-19 en una clínica de vacunación UHN COVID-19 en Toronto el jueves 7 de enero de 2021.

El análisis de la asociación de más de 65.000 publicaciones recientes en línea en Ontario muestra que las teorías de conspiración sobre el origen del nuevo coronavirus y los temores de que las vacunas sean peligrosas y no probadas corren particularmente desenfrenadas entre las personas menores de 35 años.


Las personas en los grupos de mayor edad están más preocupadas por la implementación de vacunas por parte del gobierno, incluso cuándo pueden obtener una, y la escasez de suministros.


La Dra. Samantha Hill dijo que si las personas temen que las vacunas no las recibirán y si las vacunas se retrasan por problemas de suministro o los pacientes dudan en tomarlas, el resultado será trágico.


“Cada retraso que tenemos nos cuesta vidas”, dijo.

La asociación está impulsando un esfuerzo para combatir la información errónea sobre las vacunas en un intento por lograr que todos los canadienses se sientan cómodos recibiendo las vacunas cuando llegue su turno.


Canadá aprobó dos vacunas COVID-19 hasta el momento, una de Pfizer-BioNTech y una segunda de Moderna, y más de 640.000 canadienses han recibido al menos una dosis. Aproximadamente 45.000 han sido completamente vacunados con las dos dosis necesarias.


Canadá tiene como objetivo vacunar a tres millones de personas para fines de marzo, otros 10 millones para fines de junio y todos los canadienses para fines de septiembre.


La Dra. Sarita Verma, decana de la Facultad de Medicina del Norte de Ontario, dijo que es normal tener preguntas sobre las vacunas, pero la duda para tomar una tiende a provenir de una mala experiencia pasada con las vacunas, la desconfianza histórica del sistema de atención médica debido a la discriminación o la difusión de información errónea sobre las vacunas, un problema que se ha vuelto aún más difícil de combatir en la era de las redes sociales.


Independientemente del origen de la vacilación, dijo Verma, la solución es el respeto y un enfoque centrado en el paciente que aborde las causas específicas de la vacilación.


El Dr. Upton Allen, jefe de enfermedades infecciosas del hospital SickKids en Toronto, dijo que la vacilación a las vacunas es a veces más profunda en las comunidades que han sido más afectadas por la pandemia y eso la hace aún más peligrosa.


Los canadienses indígenas y racializados se han visto más afectados por COVID-19, como resultado de las disparidades sociales, económicas y de salud. Allen, investigador principal de un estudio sobre el impacto del COVID-19 en los canadienses negros, dijo que los datos en los Estados Unidos muestran que solo alrededor de un tercio de los estadounidenses negros expresaron confianza en tomar la vacuna, y dice que están surgiendo números similares en Canadá.


"Según la información que he visto, existe una gran preocupación por la vacilación de las vacunas entre la población afrodescendiente en Canadá", dijo.

Allen dijo que abordar directamente las causas específicas de las preocupaciones en las comunidades racializadas incluye asegurarse de que estén al tanto de que las vacunas se probaron en todos los grupos raciales y étnicos.


“De hecho, las vacunas son seguras, muy seguras, para todos los grupos raciales y étnicos”, dijo Allen.


FOTOGRAFÍA POR: NATHAN DENETTE

EDICIÓN Y TRADUCCIÓN POR: ELIANA GONZÁLEZ


MÁS INFORMACIÓN NACIONAL

Contact Us

  • Facebook
  • Instagram
  • YouTube

©2020 by OndasFM. All Rights Reserved.

4950 Yonge Street  Unit C8   Toronto, ON

 

info@ondasfm.ca

+1(416) 700-8889