• Eliana González

Padres nerviosos por el regreso a clases

Con solo unas semanas para que se reanuden las clases, una nueva encuesta sugiere que la mayoría de los padres canadienses planean enviar a sus hijos de regreso a la escuela, pero la mayoría querría que se cancelen las clases si hay un nuevo brote de COVID-19 en su comunidad.



La encuesta de Leger y la Asociación de Estudios Canadienses es la última en tomar la temperatura de los padres mientras las provincias se preparan para reabrir las escuelas después de enviar a los niños a casa esta primavera cuando llegó la pandemia.


Los resultados sugieren que muchos padres están divididos: el 66 por ciento de los encuestados con niños admitieron que estaban preocupados por el regreso de los niños a la escuela, pero el 63 por ciento dijo que planeaba enviar a sus hijos de todos modos.


Sin embargo, el 69 por ciento también sintió que todas las clases deberían suspenderse y el aprendizaje debería trasladarse a casa si hay un aumento significativo en los casos de COVID-19 en su comunidad, con el 19 por ciento diciendo que las clases deberían continuar y el 12 por ciento inseguro de cualquier manera.


La encuesta en línea de 1,510 canadienses mayores de 18 años, incluidos 385 padres con niños en edad escolar en sus hogares, se llevó a cabo del 14 al 16 de agosto. No se puede dar un margen de error a una encuesta de Internet porque no es una muestra aleatoria.


Los resultados subrayan el nerviosismo y la sensibilidad en torno a la reapertura planificada de la escuela, dice el presidente de Leger, Jean-Marc Leger, con muchos padres apoyando el regreso de clases pero listos para cerrarlo de nuevo en un abrir y cerrar de ojos.


“La gente está nerviosa”, dijo. "Es una pregunta muy delicada".

La encuesta también encontró un fuerte apoyo entre los encuestados con niños para exigir que se tomen ciertas protecciones para prevenir la propagación del COVID-19 en las escuelas, incluido el 76 por ciento que dijo que los estudiantes deberían tener que usar mascarillas.


El resultado no fue desglosado por si las máscaras deberían ser requeridas solo para estudiantes de secundaria o estudiantes tanto de secundaria como de primaria. Algunas provincias, como Ontario, exigen mascarillas para los estudiantes en ciertos grados, pero no en otros.


El 84% de los encuestados con niños dijo que se debería exigir a los maestros y al personal escolar que usen mascarillas, mientras que el 75% apoyó los controles de temperatura para los niños y el 71% quería cuestionarios de detección.


“La gente dice: 'Está bien, estamos de acuerdo. Apoyamos la iniciativa del gobierno. Pero al mismo tiempo, debes asegurarte de que se respeten las reglas en la escuela '”, dijo Leger.

Los padres estaban más divididos sobre qué hacer si un estudiante o maestro en la clase de su hijo daba positivo por COVID-19.


Mientras que el 24 por ciento informó que mantendría a sus hijos en casa sin ir a la escuela por tiempo indefinido, el 35 por ciento dijo que los dejaría en casa durante al menos 14 días, mientras que el 33 por ciento indicó que seguiría los consejos de su escuela sobre los próximos pasos.



ARTÍCULO POR: LEE BERTHIAUME

FOTOGRAFÍA: LM OTERO

EDICIÓN Y TRADUCCIÓN: ELIANA GONZÁLEZ


MÁS INFORMACIÓN NACIONAL

139 views0 comments

Contact Us

  • Facebook
  • Instagram
  • YouTube

©2020 by OndasFM. All Rights Reserved.

4950 Yonge Street  Unit C8   Toronto, ON

 

info@ondasfm.ca

+1(416) 700-8889