google.com, pub-9826011386271019, DIRECT, f08c47fec0942fa0
top of page

Relator especial rechaza una investigación pública

El relator especial David Johnston, concluyó hoy que después de su revisión sobre el tema de la interferencia extranjera en las elecciones de Canadá un proceso es necesario, pero no una investigación pública.


En cambio, Johnston anunció el martes que planea realizar "una serie de audiencias públicas con canadienses" para arrojar más luz sobre el "problema de la interferencia extranjera" e informar al público y a los legisladores sobre la amenaza que representa y las formas de abordarlo con urgencia.


En lugar de recomendar que se lleve a cabo una investigación pública y que se designe a otra persona para que la dirija, el exgobernador general tiene la intención de hacer el trabajo él mismo en los cinco meses restantes de su mandato.


“Se requiere un proceso futuro, pero no debe ser en forma de una investigación pública. Una investigación examinando los informes filtrados no podría ser conducida en público dada la sensibilidad de esa información de inteligencia. Sin embargo, audiencias públicas sobre los serios problemas de políticas de gobierno deben hacerse y se harán lo antes posible como una segunda fase de mi mandato”.


Johnston además dijo que los funcionarios de alto nivel, incluido el primer ministro Justin Trudeau, no hicieron la vista gorda ante el alcance de las actividades de aparente interferencia, en algunos casos porque el Servicio de Inteligencia de Seguridad Canadiense (CSIS) o la seguridad pública no les informaron sobre ellas.


“No hay pruebas convincentes que respalden las acusaciones más graves sobre la falta de acción del gobierno en casos específicos de interferencia extranjera con respecto a las elecciones de 2019 o 2021”, dijo David Johnston.


Pero hay evidencia de un problema en cómo se recopila y comparte la inteligencia.


Johnston fue llamado en marzo por el primer ministro Justin Trudeau para examinar si era necesaria una investigación pública u otros "mecanismos o procesos transparentes", como una revisión judicial.

Johnston aseguró que estaba consciente de que sus conclusiones no agradarían a muchos canadienses, y que él mismo empezó el trabajo pensando que una investigación pública era necesaria, pero tras la revisión se convenció de lo contrario.




1 visualización0 comentarios

Comments


bottom of page