• Eliana González

Tiroteo en escuela de Rusia deja ocho muertos y un sospechoso arrestado

Un hombre armado atacó una escuela el martes por la mañana en la ciudad rusa de Kazán, haciendo que los estudiantes salieran corriendo del edificio mientras el humo salía de sus ventanas. Al menos ocho personas murieron en el ataque, siete estudiantes de octavo grado y un maestro, y otros 21 individuos fueron hospitalizadas, dijeron funcionarios rusos.


Ambulancias, patrullas de policía y un camión están estacionados en una escuela después de un tiroteo en Kazán, Rusia, el martes 11 de mayo de 2021.
Ambulancias, patrullas de policía y un camión están estacionados en una escuela después de un tiroteo en Kazán, Rusia, el martes 11 de mayo de 2021.

Las imágenes publicadas por los medios de comunicación rusos mostraron a estudiantes vestidos de blanco y negro corriendo fuera del edificio. Otro video mostraba ventanas rotas, humo y sonidos parecidos a disparos en el fondo. Decenas de ambulancias se alinearon en la entrada de la escuela después del ataque y la policía cercó el acceso al edificio.


Los medios rusos dijeron que si bien algunos estudiantes pudieron escapar, otros quedaron atrapados dentro durante la terrible experiencia. Todos los estudiantes fueron finalmente evacuados a lugares cercanas y recogidos por sus familias.


Las autoridades dijeron que el atacante fue arrestado y la policía abrió una investigación criminal sobre el tiroteo. Las autoridades implementaron de inmediato medidas de seguridad adicionales en todas las escuelas de Kazán, una ciudad a 700 kilómetros (430 millas) al este de Moscú.


Rustam Minnikhanov, gobernador de la república de Tatarstán, donde Kazán es la capital, dijo que cuatro niños y tres niñas, todos estudiantes de octavo grado, murieron en el tiroteo. Su servicio de prensa dijo más tarde que también murió un maestro.


“El terrorista ha sido arrestado, (tiene) 19 años. Un arma de fuego está registrada a su nombre. No se ha establecido a otros cómplices, se está llevando a cabo una investigación ”, dijo Minnikhanov después de visitar la escuela.

Según los funcionarios de salud de Tartaristán, 21 personas fueron hospitalizadas con heridas después del ataque, incluidos 18 niños, seis de los cuales se encontraban en "estado grave".


Las autoridades anunciaron un día de luto el miércoles para honrar a las víctimas del tiroteo y cancelaron todas las lecciones en las escuelas de Kazán.


Si bien los tiroteos escolares son relativamente raros en Rusia, ha habido varios ataques violentos contra escuelas en los últimos años, principalmente por parte de estudiantes. En respuesta al ataque del martes, las autoridades de varias regiones rusas ordenaron amplias inspecciones de seguridad en las escuelas.


Los medios rusos dijeron que el atacante era un ex alumno de la escuela que, según los informes, se hacía llamar "un dios" en su cuenta en la aplicación de mensajería Telegram y prometía "matar una gran cantidad de biomasa" en la mañana del tiroteo. La cuenta fue bloqueada por Telegram después del ataque, dijo el medio de noticias independiente Meduza.


El legislador ruso, Alexander Khinshtein, dijo en Telegram que el sospechoso recibió su licencia de armas hace menos de dos semanas y que la escuela no tenía ninguna seguridad aparte de un botón de pánico.


El presidente ruso, Vladimir Putin, expresó sus condolencias a las familias de las víctimas y deseó una pronta recuperación a los heridos, ordenando al gobierno que les brinde toda la asistencia necesaria. Los funcionarios rusos prometieron pagar a las familias de las víctimas 1 millón de rublos, (aproximadamente $13.500) para cada una, y darán de 200.000 a 400.000 rublos ($ 2.700 - $ 5.400) a los heridos.


Putin también ordenó a Victor Zolotov, jefe de la Guardia Nacional de Rusia, que revisara las regulaciones sobre los tipos de armas permitidas para uso civil a la luz del ataque. Las autoridades de Tartaristán ordenaron controles de todos los propietarios de armas de la región.


El Ministerio de Emergencias de Rusia envió un avión con médicos y equipo médico a Kazán y dos altos funcionarios, el ministro de Salud, Mikhail Murashko, y el ministro de Educación, Sergei Kravtsov, se dirigieron a la región.



FOTOGRAFÍA: ROMAN KRUCHININ

EDICIÓN Y TRADUCCIÓN POR: ELIANA GONZÁLEZ


MÁS INFORMACIÓN INTERNACIONAL