• Eliana González

Trabajadores en el sector educativo serán elegibles para la vacuna COVID-19

El gobierno de Ford está avanzando en lo que respecta a la protección de los trabajadores en el sector educativo y en los grupos de edad específicos en ciertas regiones de los puntos críticos del COVID-19 en la provincia.


Se adicionan más perfiles elegibles para la vacuna COVID-19 en Toronto y Peel.

La provincia confirmó el miércoles que, si bien las escuelas de Ontario permanecerán abiertas en las regiones en donde está permitido, a partir de las vacaciones de abril, los trabajadores de la educación que brindan apoyo diario a los estudiantes con necesidades de educación especial y todos los trabajadores de la educación en los vecindarios de alto riesgo en Toronto y Peel, serán perfiles elegibles para recibir la vacuna COVID-19.


Además, el gobierno de Ford dijo que se están organizando equipos móviles para administrar vacunas a personas mayores de 18 años en entornos congregados de alto riesgo, edificios residenciales, ubicaciones religiosas y ubicaciones ocupadas por grandes empleadores en vecindarios de puntos críticos.


“Si bien nuestro gobierno tomó medidas decisivas al implementar el freno de emergencia en toda la provincia, es necesario hacer más para protegernos contra las amenazas a los recursos de nuestro sistema de salud y seguridad”, dijo la ministra de Salud, Christine Elliott. “Al fortalecer aún más las medidas de salud pública y seguridad en el lugar de trabajo, podemos trabajar para reducir la transmisión del virus mientras trabajamos para implementar la Fase 2 de nuestro plan de distribución de vacunas y poner más agujas en los brazos de los habitantes de Ontario”.

Doug Ford dijo que también se establecerán clínicas emergentes en vecindarios afectados de manera desproporcionada por el virus, incluso en ubicaciones religiosas y centros comunitarios, en colaboración con las unidades de salud pública.


Esto se produce cuando los sindicatos de maestros de Ontario piden repetidamente la vacunación masiva de todos los trabajadores en el sector de la educación y una mayor protección en las escuelas.


En una conferencia de prensa el miércoles, los líderes sindicales dijeron que el aprendizaje en línea debería adoptarse en toda la provincia hasta que se pueda garantizar la seguridad del personal y los estudiantes.


“Deben tomarse medidas inmediatas para garantizar la seguridad de los trabajadores de la educación y de los estudiantes en las áreas críticas, incluido un cambio temporal del aprendizaje presencial al aprendizaje virtual”, dijo Sam Hammond, presidente de la Federación de Maestros de Primaria de Ontario.

También agradeció a los funcionarios de salud pública de Toronto y Guelph por trasladar sus escuelas al aprendizaje virtual el miércoles y elogió al médico principal de la Región de Peel por cambiar a clases en línea el día martes.


El ministro de Educación, Stephen Lecce, quien ha insistido en que las escuelas permanezcan abiertas para el aprendizaje presencial, dijo que se implementarán medidas de seguridad mejoradas para proteger a los estudiantes y al personal una vez que regresen de las vacaciones de abril.


“Vamos a fomentar la educación al aire libre. Más aprendizaje afuera en donde sea posible esta primavera y verano. Sabemos que nos ha ayudado en el otoño ”, dijo Lecce. "Vamos a instar encarecidamente la mayor cantidad de educación experiencial al aire libre en nuestros parques y en nuestros patios de recreo para que esta experiencia de aprendizaje sea posible y segura".

El martes, un portavoz de Lecce dijo que los sindicatos de maestros estaban avivando el miedo en lo que respecta a la seguridad escolar y los protocolos implementados. Todos los sindicatos de trabajadores de la educación pidieron la vacunación masiva del personal escolar lo antes posible.


Ontario informó el miércoles 416 nuevos casos de COVID-19 entre niños en edad escolar. Hubo 118 casos nuevos entre niños de cuatro a ocho años, 158 entre niños de nueve a 13 años y 140 entre niños de 14 y 17 años en escuelas públicas.


Laura Walton, presidenta del Consejo de Sindicatos de la Junta Escolar de Ontario, que representa al personal no educativo, dijo que incluso con las escuelas cerradas al aprendizaje presencial, los empleados aún podrían estar en riesgo.


“Tuvimos siete de los ocho conserjes (en Thunder Bay, Ontario) que contrajeron COVID-19 mientras ni un solo estudiante estaba en la escuela. Aún así, estos trabajadores continuaban usando el equipo de protección personal y seguían todas las medidas de precaución contra el virus”, dijo Walton sobre la última vez que Ontario cerró las escuelas después de las vacaciones de invierno.


"Esta idea de que si las escuelas están cerradas, todos están seguros y no va a pasar nada, no es cierta".


ARTÍCULO POR: LUCAS CASALETTO

FOTOGRAFÍA: GUSTAVO FRING

EDICIÓN Y TRADUCCIÓN POR: ELIANA GONZÁLEZ


MÁS INFORMACIÓN LOCAL

Contact Us

  • Facebook
  • Instagram
  • YouTube

©2020 by OndasFM. All Rights Reserved.

4950 Yonge Street  Unit C8   Toronto, ON

 

info@ondasfm.ca

+1(416) 700-8889