google.com, pub-9826011386271019, DIRECT, f08c47fec0942fa0 google.com, pub-9826011386271019, DIRECT, f08c47fec0942fa0
top of page

Trudeau saluda a Spavor y Kovrig después de tres años de detención en China

Dos canadienses que pasaron casi tres años detenidos en cárceles chinas regresaron a salvo a suelo canadiense el sábado.


Trudeau saluda a Spavor y Kovrig después de tres años de detención en China.
Trudeau saluda a Spavor y Kovrig después de tres años de detención en China.

Michael Kovrig y Michael Spavor aterrizaron en Calgary a bordo de un avión de las Fuerzas Canadienses el sábado por la mañana temprano y fueron recibidos personalmente por el primer ministro Justin Trudeau y el ministro de Asuntos Globales Marc Garneau.



Luego, Kovrig abordó un avión para el vuelo de regreso a Toronto, donde fue recibido por su familia poco antes de la 1 pm ET.


El vuelo que transportaba a Spavor y Kovrig, que se han hecho conocidos internacionalmente como "Los Dos Michaels", partió hacia Canadá el viernes por la noche justo cuando la ejecutiva de Huawei, Meng Wanzhou, regresaba a China después de resolver una saga legal que los sumió a todos en un tumulto geopolítico.


El caso que conecta el destino de los tres ciudadanos detenidos llegó a una conclusión abrupta cuando Meng, la directora financiera de Huawei Technologies e hija del fundador de las telecomunicaciones, llegó a un acuerdo con los fiscales estadounidenses por cargos de fraude y conspiración relacionados con las sanciones estadounidenses contra Irán.


En una aparición virtual en un tribunal de Nueva York, Meng se declaró inocente de todos los cargos cuando la jueza firmó un acuerdo de enjuiciamiento diferido que haría que la acusación en su contra se desestimara después del 1 de diciembre de 2022, cuatro años después de la fecha de su arresto, siempre que cumpla con todas sus obligaciones bajo los términos del trato.


Poco después, Meng salió de una Corte Suprema de British Columbia después de que se accediera a una orden de descargo que retiraba una solicitud de extradición de Estados Unidos que condujo a su arresto en 2018 en Vancouver.


Kovrig y Spavor fueron arrestados en China por cargos de espionaje pocos días después en aparente represalia. China ha sostenido públicamente que no hay conexión entre su caso y el encarcelamiento de los hombres; pero también había dado indicios generales de que si se liberaba a la empresaria detenida, eso podría beneficiar a los dos canadienses.


El vuelo que transportaba a Kovrig y Spavor partió de China casi al mismo tiempo en el que Meng volaba de regreso a su país de origen desde Vancouver.


Mientras Meng estuvo bajo arresto domiciliario en una mansión en esa ciudad, los canadienses enfrentaron condiciones mucho más duras en las cárceles chinas, donde su acceso al mundo exterior era extremadamente limitado.


A principios de este año, Kovrig y Spavor fueron condenados por espionaje en tribunales chinos cerrados, un proceso que Canadá y decenas de aliados dijeron equivale a una detención arbitraria por cargos falsos en un sistema de justicia cerrado sin rendición de cuentas.


Spavor recibió una sentencia de 11 años, mientras que Kovrig aún no había sido sentenciado.

Meng llegó a China el sábado por la noche, a bordo de un avión fletado proporcionado por la aerolínea Air China, en el centro tecnológico del sur de Shenzhen, donde Huawei tiene su sede.


Su regreso, reunido con un grupo de empleados de la aerolínea que ondeaban banderas, se transmitió en vivo por la televisión estatal, lo que subraya el grado en que Beijing ha vinculado su caso con el nacionalismo chino y su ascenso como potencia económica y política mundial.


Con un vestido rojo que combina con el color de la bandera de China, Meng agradeció al gobernante Partido Comunista y a su líder Xi Jinping por apoyarla durante más de 1.000 días en arresto domiciliario en Vancouver, en donde posee dos mansiones multimillonarias.


"Finalmente he regresado al cálido abrazo de la patria", dijo Meng. "Como ciudadana china común que atraviesa este momento difícil, siempre sentí la calidez y la preocupación del partido, la nación y el pueblo".

Poco antes de su regreso, el periódico insignia People's Daily del Partido Comunista declaró la resolución del caso como una "gloriosa victoria para el pueblo chino" lograda a través de los "incansables esfuerzos del gobierno chino".


"La evidencia muestra que este fue puramente un caso de persecución política de un ciudadano chino con el propósito de reprimir el avance tecnológico de China", dijo el periódico. "Ninguna fuerza puede bloquear el avance de China", agregó.

En una declaración enviada por correo electrónico, Huawei dijo que continuaría defendiéndose de las acusaciones. La compañía también envió una declaración del abogado de Meng, William W. Taylor III, diciendo que ella "no se había declarado culpable y esperamos que la acusación sea desestimada con prejuicio después de 14 meses".

Crisis Group dijo que agradeció la liberación de Kovrig, quien había estado trabajando con el grupo de expertos en política exterior internacional antes de su arresto.


"Después de más de 1.000 días detenido en Beijing, nuestro colega Michael fue liberado, junto con otro canadiense, Michael Spavor, el 24 de septiembre", dijo el grupo en un comunicado. "Estamos aliviados de que el gobierno de China haya corregido este error".

El grupo elogió a Kovrig por su "fortaleza y humanidad" durante los últimos tres años, así como los esfuerzos de los funcionarios canadienses "que han trabajado incansablemente para apoyar a Michael".


“Michael, estamos muy orgullosos de ti. Estamos muy orgullosos de tenerte como parte de la familia de Crisis Group. Eres una inspiración para todos nosotros. Bienvenido a casa".


FOTOGRAFÍA: TWITTER / @JUSTINTRUDEAU

EDICIÓN Y TRADUCCIÓN POR: ELIANA GONZÁLEZ


18 views0 comments

Recent Posts

See All

Comments


bottom of page