google.com, pub-9826011386271019, DIRECT, f08c47fec0942fa0
top of page

Solo el 26% de los canadienses puede costear una vivienda

Según un informe reciente de RBC, para una mayor proporción de canadienses es prohibitivo ser propietario de una vivienda.

La importante pérdida de asequibilidad durante la pandemia ha reducido el número de compradores de viviendas en Canadá, dijo Robert Hogue, economista de RBC y autor del informe. En 2019, cerca del 60 por ciento de todos los hogares podían permitirse el lujo de poseer al menos un condominio en función de sus ingresos.

 

Esa proporción se ha desplomado al 45 por ciento en 2023. Y solo el 26 por ciento puede permitirse una vivienda unifamiliar, frente al 40 por ciento hace cuatro años.

 

"El impacto en la asequibilidad se ha visto amplificado por el aumento de las tasas de interés y los precios de las viviendas, lo que ha resultado en pagos hipotecarios mucho mayores", dijo, "lo que significa que se necesita un ingreso familiar mucho mayor para cubrir esos costos. Estos costos en aumento han reducido el número de personas quién puede permitirse una propiedad."

 

Ontario y B.C. requieren la mayor cantidad de ingresos necesarios para poder costear una casa, según el informe.

 

Utilizando las medidas de asequibilidad de la vivienda de RBC, que calcula cuánto de los ingresos de un hogar antes de impuestos se necesita para cubrir los costos de propiedad de la vivienda, como la hipoteca, los servicios públicos y el impuesto a la propiedad, la medida de asequibilidad de Toronto aumentó al 84 por ciento (lo que significa que se necesita el 84 por ciento de un ingreso familiar medio de Toronto para cubrir los costos de vivienda) y el de Vancouver alcanzó el 102 por ciento. La vivienda se considera asequible cuando el 30 por ciento o menos de los ingresos de un hogar se utiliza para cubrir los costos de la vivienda.

 

Si bien los precios de las viviendas en Toronto han caído casi un 20 por ciento desde el pico de febrero de 2022, los precios de las viviendas siguen siendo elevados en comparación con los niveles anteriores a la pandemia. El precio promedio de una vivienda en noviembre fue de 1,08 millones de dólares, en comparación con los 843.600 dólares del mismo mes de 2019, según la Junta Regional de Bienes Raíces de Toronto.


6 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page